Semántica legendaria: las ovejas que no dormían y el origen del café

Una noche de verano, en la Etiopía del siglo XIII, un pastor notó que sus cabras triscaban constantemente de un lado para otro, sin ninguna intención de echarse a dormir. A la mañana siguiente, el pastor se acercó a la ciudad de Kaffa para contarle lo sucedido a un monje sabio a quien conocía. El monje le pidió que le enseñara el lugar donde apacentaba a sus ovejas y, una vez allí, lo encontró unos arbustos repletos de flores blancas con pepitas amarillentas. Tomó unas muestras y preparó con ellas una infusión. Cuando los demás monjes la bebieron, experimentaron los mismos efectos que las ovejas: mente despejada y ausencia de sueño; y decidieron tomarla antes de las oraciones nocturnas. El remedio de Kaffa… El “café”, que según la RAE es una: «Bebida que se hace por infusión con la semilla tostada y molida del cafeto».



Social Widgets powered by AB-WebLog.com.

Este sitio web utiliza cookies. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies. Más información sobre las cookies de este sitio web.