Semántica legendaria: En la mansarda de Mansart se vive de lujo…

Se cuenta que en la Francia de la primera mitad del siglo XVII vivió un arquitecto, de nombre F. Mansart, quien aplicó todo su talento a la optimización de la utilización del espacio en sus diseños. Y en su empeño dio con un “truco constructivo” que es en nuestros días tremendamente popular: el aprovechamiento del desván como espacio habitable… En español, la idea de Mansart queda inmortalizada en nuestro Diccionario en el término “mansarda” que la RAE registra oficialmente como “buhardilla; parte de un edificio situada inmediatamente debajo del tejado, con techo en pendiente y destinada a vivienda”.

 



Social Widgets powered by AB-WebLog.com.

Este sitio web utiliza cookies. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies. Más información sobre las cookies de este sitio web.