En español, hay palabras sin significado.

Por ejemplo troche. No significa nada. Existe la expresión a troche y moche, que significa «disparatada e inconsideradamente» y que ha dado lugar, incluso, a la palabra trochemoche, incluida en el Diccionario de la Academia, pero también sin significado alguno…

Y lo mismo ocurre con lirondo. No significa nada. Pero sí existe la expresión mondo y lirondo, que significa «limpio, sin añadidura alguna».

En fin. Que no hay que significar(se) para ser