He estado cotejando fechas y creo que Federico Santander, que fue concejal y alcalde del Ayuntamiento de Valladolid, pudo simultanear estas ocupaciones, en algún momento, con el de director de El Norte de Castilla. Si esto fue así, el señor Santander debió de tener mucho poder…

Federico Santander Ruiz-Jiménez fue elegido concejal del Ayuntamiento de Valladolid en las elecciones de 1915. En 1919 fue, incluso, “alcalde accidental” durante cuatro meses. Al año siguiente, en 1920, y hasta abril de 1922, ocupó la Alcaldía como titular de la misma. Años después, en marzo de 1930, finalizada la dictadura de Primo de Rivera, Santander volvió a ser alcalde de Valladolid, hasta la proclamación de la República, en abril de 1931. En su primera etapa “municipal” (1919-1922), Santander era ya redactor de El Norte de Castilla y el 29 de abril de 1926 fue nombrado director del mismo, cargo que ocuparía hasta su marcha a Madrid en abril de 1931, donde moriría fusilado en diciembre de 1936.

Por lo tanto, Federico Santander sí simultaneó las ocupaciones de “alcalde de Valladolid” y “director de El Norte” desde marzo de 1930 a abril de 1931: todo un año. Sería arriesgado hablar de “poder”, pero lo que está claro es que nuestro personaje fue muy popular y muy influyente en el Valladolid de la época.

Para saber más: Diccionario biográfico de alcaldes de Valladolid (1810-2010). Varios autores. Ayuntamiento de Valladolid, 2010.